Las “verduras” del mar

Las algas poseen un elevada concentración nutritiva que en cantidades muy pequeñas aportan grandes beneficios. Sanas, deliciosas y unas aliadas imbatibles en la cocina por su sabor y fácil conservación. Además, aportan poca grasa, muchos minerales, fibra, antioxidantes y proteínas de alta calidad.

A continuación resumimos las principales características de las “verduras” del mar:

  • Una gran fuente de yodo:  el yodo es uno de los minerales estrella de las algas. Se trata de un oligoelemento imprescindible para el metabolismo energético de las células.
  • Magnesio, fósforo y calcio: las algas se consideran asimismo una buena fuente de magnesio, fósforo y calcio. El fósforo se encuentra en una gran variedad de algas, por ejemplo en el espagueti de mar. Respecto al calcio, se han realizado diversos estudios que muestran el gran aporte de calcio proveniente de algas como la hiziki (1.400 mg/100 g) o el arame (1.170 mg). De esta forma su consumo contribuye a prevenir la osteoporosis y mantener unos dientes sanos.
  • Ricas en minerales: su aporte de minerales es alto. Hay especies que pueden ser 30 veces más ricas en potasio que un plátano, y todas contienen 200 veces más hierro que la remolacha, el doble de hierro que las lentejas, e igualan a las zanahorias en vitamina A. Por ejemplo el alga dulse y el espagueti de mar contienen alrededor de 60 mg de hierro por 100 g. Se estima que una cucharada diaria de algas brinda al organismo todos los minerales y elementos indispensables para el correcto metabolismo celular.
  • Vitaminas y mucha fibra: las algas son una fuente de vitaminas. Por ejemplo, el alga nori presenta un alto contenido en betacaroteno o provitamina A, conocida por su papel protector en la salud de la vista. La familia de la vitamina B es también abundante en algas como la hiziki o la espirulina, mientras que las vitaminas E y C, potentes antioxidantes además de grandes aliadas para un buen tono y salud de la piel, están presentes en la lechuga de mar o el alga wakame.
  • Te ayuda a tener buenas digestiones: los mucílagos de algas la wakame ejercen un papel protector sobre las mucosas del estómago e intestino, haciendo que las digestiones sean más suaves y que se tenga una mayor sensación de saciedad, aspecto especialmente interesante en dietas de adelgazamiento.

 

Pero…. ¿Cómo se toman?

Cuando hablamos de algas, un poco es mucho. En la cocina con algas es básico usar poca cantidad, ya que es un alimento muy concentrado, tanto en nutrientes como en sabor, y cunden mucho. Además, con apenas unos gramos (4 ó 5 gramos) se obtiene un gran aporte de minerales y vitaminas. Normalmente, se adquieren en estado seco y bastará con hidratarlas durante 10 a 20 minutos antes de su preparación. Algunos ejemplos: ensaladas y Smothies con las legumbres, snacks Marinos Se pueden freír para hacer un atractivo aperitivo (crujientes de kombu o nori con pimienta u otras especias).

Related posts