¡A tope con las Vitaminas B!

Seguro que has escuchado hablar mucho no sólo de la vitamina B, sino en plural, las vitaminas B, porque forman un grupo de especial interés para nuestro cuerpo y su buen funcionamiento. Por eso en el artículo de hoy queremos presentaros al equipo de las “Super B”.

El Complejo B o Grupo de Vitaminas B es un brillante elenco formado por 8 vitaminas imprescindibles para nuestra salud, a saber: B1 (tiamina), B2 (riboflavina), B3 (niacina), B5 (ácido pantoténico), B6 (piridoxina), B8 (biotina), B9 (ácido fólico) y B12 (cobalamina/ metilcobalamina), todas ellas  desempeñan un rol importante en la salud de nuestro sistema.

Las Vitaminas B funcionan mejor en equipo. Al actuar de forma conjunta, las vitaminas del complejo B, son más potentes juntas que cuando se usan individualmente. La falta de una de ellas puede causar problemas en el normal funcionamiento de las restantes, por este motivo es recomendable ingerir cantidades similares de todas ellas.  De este modo, aunque tengamos déficit en una vitamina en concreto del grupo B, siempre será mejor acompañarlo con un complejo B, para que el efecto consiga ser eficaz.

Super B, para tener tu cerebro en pleno rendimiento. Si nos detenemos a pensar en el número de funciones que lleva a cabo el cerebro, no es de extrañar que sean necesarias todas las vitaminas de tipo B para mantenerlo en un estado óptimo. Colaboran con la función psicológica normal, rendimiento intelectual adecuado, previniendo problemas de memoria. Otra tarea importante que desempeña esta vitamina  está relacionada con su intervención en el proceso de señalización por parte de los neurotransmisores, contribuyen en la contracción muscular.

Super B, para la salud de las articulaciones. Es un gran aliado para regular la actividad hormonal y disminuir el cansancio y fatiga. Intervienen en el metabolismo energético, porque permiten obtener la energía de los alimentos. Varios estudios desvelan que la vitamina B3 tiene propiedades antiinflamatorias que podrían proporcionar una buena protección frente a síntomas de la artritis. La vitamina B5 también resultar de ayuda para lo que sufren artritis reumatoide, ya que se ha analizado que sus niveles de esta vitamina en sangre son menores que los de las personas sanas.

Super B, contra el estrés. Todos los escenarios de estrés, ansiedad, depresión, fatiga, falta de energía…etc, necesitan de un aumento de las vitaminas del grupo B. Según la investigación, el estrés crónico agota las reservas de vitamina B6, por lo que tomar un suplemento para mantener unos niveles adecuados puede ser una buena opción en términos terapéuticos. No obstante, no se debe infravalorar el potencial de otras vitaminas del grupo. Cada una de las vitaminas que forman parte de la formulación de un suplemento de complejo B tiene un efecto esencial y todas son igual de importantes a la hora de ofrecer una positiva respuesta al estrés.

B de buenas para el corazón. ¿Y en qué pueden ayudar las vitaminas del complejo B? La presencia de algunas vitaminas del grupo B, favorece la reducción de los niveles de colesterol LDL (malo) y el aumento del colesterol HDL (bueno).

Alimentos que nos aportan vitaminas B. Frutos secos, pescados, mantequilla, sardinas, salmón, plátano, pistachos, semillas de girasol, lentejas, aguacate, espinacas… Son muchos y variados, que puedes encontrar por ejemplo en la nuestra sección de frutas y verduras de La Salud.

¿A quién se recomienda tomar este complejo vitamínico? La ingesta de vitamina B nos viene fenomenal a todos y cada uno de nosotros. Sin embargo, algunas personas son candidatas especiales a tomarlas, en función de sus circunstancias.

  • Mujeres embarazadas y madres lactantes.
  • Enfermos de fatiga crónica.
  • Deportistas  y personas sometida a un elevado nivel de trabajo y estrés.
  • Quienes presentan problemas de crecimiento de cabello y uñas.
  • Fumadores y personas que beben alcohol de forma habitual.
  • Fumadores.

Ahora también puedes leer nuestros consejos en EmpresasON.

Related posts